Barras de pan con masa madre

Barras de pan con masa madre

Ahora que ya tengo en marcha mi masa madre natural no dejo de probar a hacer panes con ella, sigo haciendo con levadura, pero cuando quiero, puede prescindir de ella, cosa que hasta hace poco me parecía impensable.

Estas barras, aparte de llevar masa madre, llevan también extracto de malta, para conseguir una corteza más crujiente y un color más dorado.

El sabor y aroma de estos panes es distinto y especial, a mi me encanta, llevan un proceso más largo, para hacerlos un día con calma, pero en realidad apenas hay que dedicarles tiempo, la mayoría es de reposo. Así que a quien le de pereza hacerlos, que no se lo piense, no llevan casi trabajo.

Fuente: Mis recetas favoritas

Ingredientes: (para 3 barras)

Elaboración:

Lo primero será alimentar la masa madre. La tengo en el frigo, el día que voy a usarla, la saco la noche anterior.

La ponemos en un bol y le añadimos 75 g de agua y 75g de harina.

Lo mezclamos bien con una cuchara y la dejamos reposar unas 3 ó 4 horas hasta que burbujee.

Ponemos en el bol de la amasadora o similar, la cantidad de masa madre que necesitemos, el resto lo metemos en un bote de nuevo y a la nevera hasta la próxima.

Encima el resto de ingredientes excepto la sal, amasamos un poco hasta que se mezcle bien todo.

Añadimos la sal y amasamos de nuevo hasta que la masa no se pegue a las paredes del bol. Podemos amasar y dejar reposar en intervalos de 5 ó 10 minutos hasta que la masa se vea elástica y suave.

Dejamos reposar la masa en el mismo bol bien tapada hasta que doble su volumen, puede tardar unas 3 ó 4 horas de nuevo.

Cuando lo haya hecho, pasamos la masa a la encimera aceitada, la dividimos en tres partes aproximadamente iguales y le vamos dando forma de barra, metiendo la masa hacia la parte de abajo de la misma.

Las colocamos en un molde para barras, no hace falta comprarlo, puede sera casero como este.  Al llevar una fermentación tan larga necesitan el molde para que no pierdan la forma.

Las dejamos reposar nuevamente hasta que doblen su volumen.

Tardará otras 3 ó 4 horas o bien podemos dejarlo toda la noche en el frigo, según vayamos de horarios.

Cuando hayan doblado su volumen, precalentamos el horno a 250 º C.

Espolvoreamos las barras con harina y les hacemos tres cortes en diagonal a cada una.

Metemos al horno por unos 45 minutos, al principio a 250º C, cada 5 minutos bajamos 10 grados la temperatura hasta dejarla en 200º C hasta completar el tiempo de horneado.

Dejamos enfriar sobre una rejilla.

¡Mmmm, cómo huele y sabe este pan!

Escrito por Sus en . Publicado en Barras

Imprimir