Recetas

Para todos los días
Buñuelos de viento

Buñuelos de viento

Los buñuelos de viento pertenecen al tipo de masas fritas, su nombre es muy apropiado por su comportamiento cuando los cocinamos, de hecho es muy curioso ver cómo cuando están en el aceite doblan o triplican su tamaño, convirtiéndose en una elaboración muy ligera, ideal para rellenarlos con cualquier crema o rebozarlos en azúcar y canela como en este caso.

Su sabor y textura no tiene nada que ver con los buñuelos de calabaza, mucho más sabrosos y auténticos, aunque también más laboriosos. Éstos de viento son ideales cuando tenemos prisa y el capricho de comer unos buñuelos para mojarlos en un rico chocolate a la taza.

Fuente: thermomix

Ingredientes: (para unos 40 buñuelos aprox.)

  • 125 g de agua,
  • 25 g de mantequilla,
  • 25 g de manteca de cerdo,
  • 1 pizca de sal,
  • 1/2 cucharadita de azúcar,
  • 85 g de harina de repostería o de todo uso,
  • 1/4 cucharadita de levadura química,
  • 2 huevos.
  • Azúcar y canela para rebozar.
  • Aceite de girasol para freir.

Elaboración:

Con thermomix:

Ponemos en el vaso el agua, la mantequilla, la manteca, el azúcar y la sal, calentamos 4 minutos a 100º C, velocidad 2.

Añadimos la harina y la levadura, mezclamos 15 segundos a velocidad 4.

Quitamos el vaso de la máquina y dejamos templar unos 10 minutos.

Una vez pasado el tiempo, colocamos de nuevo el vaso y añadimos por el bocal con la máquina a velocidad 4 los huevos uno a uno hasta que se integren por completo.

Pasamos la masa a una manga pastelera con boquilla lisa de 2 cm de diámetro o sin boquilla cortando una abertura similar y la dejamos reposar 10 minutos.

La cantidad de masa parece poca para el número de buñuelos que salen, pero en verdad cunde mucho.

Sin thermomix:

Ponemos en un cazo el agua, la mantequilla, la manteca, el azúcar y la sal, llevamos a hervor.

Añadimos la harina y la levadura de golpe, mezclamos bien y retiramos del fuego.

Dejamos templar unos 10 minutos.

Una vez pasado el tiempo, añadimos los huevos uno a uno mezclando bien hasta que se integren por completo.

Pasamos la masa a una manga pastelera con boquilla lisa de 2 cm de diámetro o sin boquilla cortando una abertura similar y la dejamos reposar 10 minutos.

La cantidad de masa parece poca para el número de buñuelos que salen, pero en verdad cunde mucho.

 

Ponemos un cazo u olla pequeña con abundante aceite de girasol a calentar.

Colocamos un bol boca abajo cerca del cazo y sobre éste una tabla donde pondremos la manga pastelera.

Sacamos trozos de unos 2 centímetro de largo y cortándolas con tijeras, los dejamos sobre el aceite caliente.

Freímos a fuego medio hasta que se doren por todas partes, aquí veremos como se abren e hinchan.

Los vamos depositando sobre una fuente con papel de cocina para que absorban el exceso de aceite.

 

Mezclamos azúcar y canela sobre un plato hondo, rebozamos los buñuelos.

 

Colocamos en un plato o fuente.

Mojamos en chocolate a la taza y ¡Ñam!

Imprimir Correo electrónico

Te enviamos las recetas por email:

Cada semana recibirás las nuevas recetas publicadas.
Términos y Condiciones

Sobre mí

  • Los inicios
    Al tener niños empecé a cocinar más en casa y hacer fotos de mis elaboraciones. Cuando tenía muchas decidí darles forma mediante el blog. Descubrí la magia del pan y de lo gratificante que es cocinar en general.
  • Nuestra filosofía
    Como el nombre del blog indica "Tú te lo guisas" es una forma de invitar a que os metáis en la cocina, si se puede hacer en casa, mejor que comprarlo ya hecho.
  • Recetas testadas
    Nuestras recetas pueden ser propias o no, pero en cualquier caso, todas han sido hechas por nosotros y las fotografías son el resultado de ello.
Esta página utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer sus servicios. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Aceptar | Más información