Brandada de bacalao con aceite de perejil

Brandada de bacalao con aceite de perejil

El bacalao quizá sea el único pescado que se come en nuestra casa a juzgar por el número de recetas que tengo publicadas con este ingrediente ¡je, je!

Hay tantas maneras diferentes de cocinarlo que es un lujo, también de presentar la brandada, como en esta otra receta.

Su sabor y textura son muy suaves, sobre todo al ir muy bien triturado, es un picoteo o entrante ideal para una mesa de fiesta, podría servirse en un bol tal cual, pero encima de las rebanadas de pan y colocándolo de una forma bonita queda muy bien.

Fuente: Revista thermomix nº 74

Ingredientes: (para unas 20 rebanadas, dependiendo del tamaño del pan)

Para el aceite de perejil:

Para la brandada:

Para la presentación:

Elaboración:

Del aceite de perejil:

Con thermomix:

Ponemos el perejil en el vaso y trituramos 5 segundos a velocidad 7.

Añadimos el aceite y mezclamos 30 segundos a velocidad 7. Colamos y reservamos.

Sin thermomix:

Ponemos el perejil en la picadora y trituramos bien fino.

Añadimos el aceite y mezclamos hasta que esté integrado. Colamos y reservamos.

De la brandada:

Con thermomix:

Desmigamos el bacalao, desechando la piel y las espinas.

Ponemos en el vaso el aceite y lo calentamos 5 minutos, temperatura Varoma, velocidad 1.

Añadimos los ajos y la cayena. Sofreímos 7 minutos, Varoma, velocidad 1.

Retiramos los ajos que reservamos para decorar y la cayena la desechamos.

Incorporamos al vaso el bacalao y programamos 12 minutos, 70º C, giro a la izquierda, velocidad cuchara.

Escurrimos el bacalao colocando el cestillo sobre un bol. Reservamos el líquido resultante y sacamos todo el bacalao al cestillo para que termine de escurrir bien.

Sin thermomix:

Desmigamos el bacalao, desechando la piel y las espinas.

Calentamos en una sartén el aceite, añadimos los ajos y la cayena. Sofreímos hasta que estén doraditos

Retiramos los ajos que reservamos para decorar y la cayena la desechamos.

Incorporamos a la sartén el bacalao y lo cocinamos a fuego bajo unos 15 minutos.

Escurrimos el bacalao colocando un colador sobre un bol. Reservamos el líquido resultante y sacamos todo el bacalao al colador para que termine de escurrir bien.

 

Con thermomix:

Ponemos a remojo en agua fría las hojas de gelatina unos 5 minutos.

Sin lavar el vaso, ponemos la nata, calentamos 1 minuto, 90º C, a velocidad 1.

Añadimos las hojas de gelatina hidratadas y escurridas y el bacalao reservado, trituramos 1 minuto a velocidad 10.

Sin thermomix:

Ponemos a remojo en agua fría las hojas de gelatina unos 5 minutos.

Calentamos en un cazo o en el microondas la nata, sin que llegue a hervir.

La ponemos en el vaso de la batidora.

Añadimos las hojas de gelatina hidratadas y escurridas y el bacalao reservado, trituramos hasta que quede una textura bien fina.

Con thermomix:

Bajamos las paredes, programamos velocidad 5 y sin quitar el cubilete, añadimos poco a poco a chorro fino el líquido que había escurrido el bacalao en el bol.

Ponemos en un tupper y llevamos al frigo al menos 30 minutos o hasta que coja cuerpo debido a la gelatina.

Sin thermomix:

Una vez esté bien fina la textura, añadimos poco a poco a chorro fino el líquido que había escurrido el bacalao en el bol con la batidora en marcha.

Ponemos en un tupper y llevamos al frigo al menos 30 minutos o hasta que coja cuerpo debido a la gelatina.

Cuando la brandada tenga una consistencia firme, la ponemos en una manga pastelera y decoramos o bien podemos hacer una quenelle si se nos da bien o si no queremos complicarnos con una cuchara.

Colocamos encima unas rodajitas de ajo que teníamos reservadas, un chorrito de aceite de perejil  y una hojita del mismo para decorar.

¡Muy rico!

Escrito por Sus en . Publicado en Para picar

Imprimir