Pelar pescados planos

Pelar pescados planos

Pelar pescados planos como el lenguado, el rodaballo o el gallo, es muy sencillo, con un cuchillo y poco más, los tendremos listos enseguida.

 

Elaboración:

Empezamos haciendo un corte en la piel en la base de la cola, desde donde estiraremos con una mano mientras con la otra sujetamos el pescado. 

Haremos lo mismo por ambas caras. 

Con unas tijeras de cocina cortamos las espinas salientes y por último la cabeza si deseamos...

Y ya está.

Imprimir