Pelar Almendras

Pelar Almendras

En muchas recetas necesitamos almendras crudas peladas, podemos comprarlas peladas o hacerlo nosotros en casa de manera muy fácil.

 

Elaboración:

Ponemos un poco de agua en una olla, calculando que cubra todas las almendras.

La llevamos a ebullición.

En ese momento echamos las almendras y las tenemos un minutillo.

Las sacamos escurriendo el agua.

Las pelamos deslizando la piel con los dedos.

Y las dejamos que se sequen bien antes de guardarlas en algún bote.

Imprimir